26 de septiembre de 2014

Los Restaurantes

Saludos amigos, reciban un cordial saludo.

Hoy quiero hacer énfasis en los restaurantes; su historia se remonta a los años de 1760, en Europa,  donde nace un nuevo concepto de lo que ya se conocía como taberna o mesón, pero a diferencia de estos, los restaurantes servirían como un lugar en el que los clientes se relajarían con la fina decoración y banquetes elegantes, por lo que estos establecimientos se convirtieron estrictamente para personas muy adineradas; años después el concepto de restaurante llega a América, con el francés Jean Baptiste Gilbert Paypalta a Estados Unidos, esta industria fue creciendo progresivamente ligada a la densidad poblacional, en el inicio eran las familias que comían fuera de casa en ocasiones especiales los clientes, después aparecen los restaurantes de carretera, hasta llegar a las comidas rápidas de hoy en día.

Este tipo de negocio es fascinante, definitivamente muy rentable, si no me creen pregúntenle a las cadenas de restaurantes internacionales, que facturan miles de millones al año, es por esta misma razón que todos los días vemos como aparecen muchos nuevos “restaurantes” pero desgraciadamente así mismo desaparecen muchos, esto porque es un negocio en el que se necesita además de mucho trabajo esmerado y cuidado a los detalles, una formación y experiencia que permita lograr el éxito; Cuando este tipo de negocios nació, las personas que lo atendían eran artistas, que se preocupaban por crear experiencias para sus clientes; ahora los clientes se pueden satisfacer tal vez un poco mas fácil; les dejo estas recomendaciones para que tengan en cuenta.

Las razones que hacen de un restaurante bueno, resumidamente son:

1. Servicio amable, adecuado y eficiente.

2. Servir alimentos de calidad preparados profesionalmente.

3. Precios justos y competitivos.

4. Buen ambiente y decoración.

5. Experiencia en administración y control.

 

Para que un restaurante logre ser exitoso necesita cumplir estos factores básicos:

1. Organización.

2. Localización.

3. Tener presente el mercado potencial.

4. Definir especialidad del restaurante.

5. Definir que tipo de servicio brindara el restaurante.

6. Diseño lógico de menú.

7. Brindar ambiente confortable.

8. Área de producción debe estar equipada para poder realizar todas las tareas necesarias.

9. Personal calificado para atender todas las necesidades que requiere un negocio de este tipo.

10. Seguir políticas de administración.

11. Mantenimiento continúo.

Espero les animen a mejorar sus negocios y sino a que por lo menos investiguemos mas sobre esta increíble historia de la que podemos aprender mucho.

Los invito a que me escriban para compartir recetas y anécdotas a mi correo infohmgastronomia@gmail.com, también a que me visiten en la escuela de gastronomía, donde tenemos cursos cortos y diplomados para principiantes y amantes de la cocina, al igual que la formación profesional en gastronomía, en el barrio los andes 10 calle, 9 y 10 avenida # 58.