29 de enero de 2015

Inicio goleador del Torneo Clausura 2015 de Honduras

Progreso-Marathon09Por instrucciones del seleccionador nacional, Jorge Luis Pinto, este sábado se disputará completa la tercera de las 18 jornadas del torneo Clausura de la Liga Nacional 2014/2015 de Honduras.

Después de las primeras dos observamos que se mantiene la tónica ofensiva en equipos como Honduras Progreso, el cual ha obtenido dos triunfos en base a la mentalidad ganadora de su técnico Wilmer Cruz, quien ya demostró en el campeonato pasado su disposición para proponer todos los partidos y buscar el título de campeón, algo que para un equipo con ese perfil muchos considerarían imposible.

Debemos felicitar también al Olimpia de Héctor Vargas, que en franca renovación de plantel ha marcado seis goles en dos partidos, y también apreciamos la buena producción de Parrillas One, Motagua y Vida, que tienen casi dos goles anotados por encuentro.

Los actuales campeones se miran flacos en defensa pese a contar con la pareja de zagueros centrales y el lateral derecho que llamó Jorge Luis Pinto a la Selección Nacional, Juan Pablo Montes, Henry Figueroa y Wilmer Crisanto.

Debe sentirse orgullosa la gente de El Progreso al saber que después de 20 partidos considerando los 18 del Apertura y los dos de este, su equipo Honduras supera al Real España, Olimpia y Motagua, que lo escoltan en la tabla por el descenso.

En los últimos lugares, Victoria con su triunfo sobre Real Sociedad en Tocoa demostró que tiene cómo salvar la categoría y ya está a solo un punto del Parrillas y a dos de los también ceibeños del Vida. Pero lo que sorprende más es que Marathón, un grande venido a menos, solo tiene tres puntos por delante de los jaibos, quienes siguen en la cola.

Algo pasa con Real Sociedad, el más regular de los últimos cinco campeonatos, que ha llegado a la final en tres de ellos y ahora con la lesión de su goleador Rony Martínez y la salida del portero Sandro Cárcamo mostró una imagen pobre y diferente contra Victoria el domingo.

Se han marcado 39 goles en 10 partidos, un promedio que supera con creces los habituales en Liga Nacional.
Pese al atractivo de los goles y del fútbol ofensivo, el público no ha asistido en la cantidad que esperan los clubes, sobre todo por la disminución que han tenido las personas en su poder adquisitivo, lo cual las obliga a priorizar en otros gastos como salud, educación y sobre todo alimentación, especialmente en esta época en que hay gastos extras por el comienzo de las clases de los hijos en casi todas las familias y quienes hacen el volumen de asistencia en los estadios son las personas de ingresos medios o bajos.